Comisiones Obreras de la Región de Murcia | 21 julio 2024.

El poder de cambiar las cosas

El IPC se mantiene en la Región, pero el precio de los alimentos frescos condiciona el poder adquisitivo de los salarios.

  • Se destaca el descenso del precio de la electricidad, del transporte y las prendas de vestir en un año, mientras suben los productos y alimentos de mayor consumo en verano.
  • Para CCOO las subidas salariales alivian el consumo de las familias, pero la mayoría continúan con salarios de subsistencia.

12/08/2023.

Con una ligera subida del 0´2% a nivel nacional y de un 0´1% a nivel regional, se puede afirmar que los precios prácticamente se mantienen en el mes de julio.

 

En Canarias, el IPC ha bajado un 0´1%, En Andalucía, Castilla y León, Extremadura y Galicia, no ha sufrido variaciones; en Galicia y Murcia, la subida es del 0´1%; Los precios han subido un 0´3% en Aragón, Baleares, Cataluña y la Rioja; en Navarra se han incrementado un 0´6% (la mayor de todas las Comunidades Autónomas) y de media nacional el incremento es del 0´2% al igual que en el resto de autonomías.

 

La variación anual del IPC, es del 2´3% a escala nacional y del 2´6% en la Región por lo que la Comunidad Autónoma se sitúa en la quinta posición con mayor escalada de precios, solo por detrás de Canarias, Islas Baleares, País Vasco y Cantabria.

 

En el mes de julio en la Región de Murcia y gracias a las rebajas la mayor bajada de precios se ha producido en el vestido y el calzado (7´9% y 6´2% respectivamente). La subida se ha dado sobre todo en los paquetes turísticos (16%) y en los servicios de alojamiento (5´2%). 

 

Si se observan los datos de variación anual, la electricidad, el gas y otros combustibles, son un 35´4% más baratos que en julio de 2022 y los servicios de transporte un 20´4%. Por el contrario, son los paquetes turísticos los de mayor incremento de precios, (un 26´8% más caros), los servicios de alojamiento han incrementado sus precios un 16´8%, las bebidas alcohólicas un 13´3%, las bebidas no alcohólicas un 12´6% o los alimentos un 10´4%.

 

Cuando se analiza el detalle, respecto a las prendas de vestir, son las infantiles las que han tenido una mayor bajada (10´8%). Si se observan los alimentos por encima del 1%, han bajado las legumbres y hortalizas frescas un 8´7%, las patatas y sus preparados han bajado un 7´2%, la carne de vacuno un 1´7%, la carne de ave un 1´3% y los cereales y sus derivados un 1´1%.

Sin embargo, las frutas frescas han subido un 15% en la región de Murcia, cuando a nivel nacional lo han hecho en un 8´8%, los aceites y las grasas han incrementado sus precios un 2´9%, en la región, el pescado fresco y el congelado un 2´3%, por lo que se puede concluir que los alimentos de mayor consumo en verano son los que han experimentado una mayor subida.

 

 

CCOO considera que los datos constantes delo IPC en el último mes, son buenas cifras en lo macroeconómico, pero la realidad de la microeconomía es que el 90% del sueldo de la ciudadanía se utiliza para pagar la hipoteca, la energía y los alimentos básicos. La microeconomía nos dice que en Murcia la mayoría de las personas trabajadoras tienen un salario de subsitencia y que un porcentaje nada desdeñable es pobre aún teniendo trabajo. 

CCOO continua reivindicando que es necesario subir los salarios para que se adecuen al IPC y sean salarios dignos.

 

EL dato de IPC del mes de julio a nivel general demuestra que los salarios recuperan poder adquisitivo ya que, donde ha habido negociación del convenio, los incrementos salariales han crecido un 5,58 %, (50 convenios colectivos publicados hasta julio en nuestra Comunidad y que afectan a 151.557 personas).

 

CCOO exige a la patronal murciana el cumplimiento de la firma del V AENC firmado con CEOE a nivel estatal y que ha permitido avanzar en la negociación colectiva con la firma de algunos convenios muy importantes por el número de personas afectadas, como el de la Hostelería o el de la Siderometalúrgica de la Región de Murcia. El acuerdo mandata a las mesas de negociación de los convenios subidas salariales del 4% para 2023, del 3% para 2024 y del 3% para 2025. Además, se recoge una cláusula de revisión salarial de hasta el 1% anual en el caso de que la inflación supere las subidas anteriores así como la revisión de aquellos convenios colectivos que todavía no alcanzan el SMI 2023 vigente.