Comisiones Obreras de la Región de Murcia | 21 julio 2024.

El poder de cambiar las cosas

El paro baja de nuevo en la Región y en el conjunto del Estado

  • El paro disminuye en el conjunto de España un 0´41% y en la Región de Murcia un 2´01%, en el mes de julio
  • La contratación y la afiliación a la Seguridad Social se incrementan, especialmente, en el caso de las mujeres.
  • Para CCOO ante el incremento del coste de la vida se hace absolutamente necesario subir los salarios mediante la negociación colectiva

02/08/2023.

URL | Código para insertar

En el mes de julio de 2023, la Región de Murcia cuenta con 84.346 personas en paro (879 menos que en junio). La Región es la quinta de las Comunidades Autónomas con mayor bajada de paro en un mes, en términos relativos, por detrás del principado de Asturias, Extremadura, Cantabria y Galicia.

 

Respecto al mes de julio del año pasado, el paro ha bajado en todas las CC.AA. especialmente en las Islas Baleares, en un 16´65% menos, seguida de Extremadura con el 10´25% menos. En el conjunto de España el paro es un 7´14% inferior a julio de 2022 y un 6´17% en la Región de Murcia.

 

Del total de personas en paro en la Región, 31.781 son hombres y 55.565 son mujeres (264 hombres y 615 mujeres menos que en el mes de junio), por lo que apenas ha variado el porcentaje de paro por sexo en la Región. Las mujeres han pasado de sumar el 62´4% del total de personas en paro, al 62´3% en la Comunidad Autónoma.

 

Para el grupo de personas menores de 25 años, el paro ha disminuido ligeramente, (216 personas menos). En julio de 2023 en la Región de Murcia se contabilizan 7.595 menores de 25 años en paro (3.898 hombres y 3.697 mujeres).

 

El paro ha descendido especialmente en el sector Servicios, pues de las 879 personas menos en paro, 597 pertenecen a este sector (68%), le sigue en el descenso el grupo de personas sin empleo anterior (158 menos), Industria (147 personas menos y Agricultura (115 personas menos); sin embargo, el sector de la Construcción ha visto incrementadas las cifras del paro en 138 personas.

 

Respecto a los contratos, en la región de Murcia, se han realizado 58.165 contratos en julio, (incluyendo los temporales convertidos en indefinidos) son 1.895 contratos menos que en junio (un descenso del 3´16%). 

 

Del total de contratos realizados en la Comunidad Autónoma 30.863 han sido indefinidos (53´1%) y 27.816 temporales (46´9%).

 

Desde CCOO se insiste en recordar que antes de la Reforma Laboral, el porcentaje de contratación indefinida en la región rondaba el 8% y el de contratación temporal el 92%.

 

 Por sectores de actividad, la mayor contratación se ha producido en el sector Servicios con 28.795 contratos realizados (796 más que en junio), le sigue el sector Agrícola con 21.852 contratos (2.794 menos que el mes pasado), Industria con 5.161 contratos (21 menos) y Construcción con 2.357 (124 contratos más).

 

En cuanto a la afiliación a la Seguridad Social en el último día del mes de julio en la Región de Murcia ha sido de 640.355 personas, de las que 356.973 son hombres (846 menos que en junio) y 283.382 son mujeres (4.537 más que en junio de 2023) por lo que el porcentaje de mujeres de alta en la Seguridad Social, se ha incrementado un 0´5% y ha pasado de ser el 43´8% a sumar el 44´3%.

 

En el mes de julio, se ha reducido el paro por quinto mes consecutivo, esta vez como consecuencia de la campaña de vacaciones en la hostelería, si bien este empleo es estacional, la contratación indefinida ha sido más elevada que la temporal. En todo caso el número de personas en paro sigue siendo muy elevado y son necesarias políticas progresivas que pongan el empleo de calidad en primer plano. 

 

 

Para CCOO el sector primario no termina de despegar en la creación de empleo como consecuencia de la falta de adaptación a las condiciones climatológicas adversas, que además suponen un considerable incremento del riesgo laboral para las personas trabajadoras.

 

Para CCOO es necesario diversificar la composición sectorial del empleo, demasiado centrado en el sector primario y en el sector servicios, para sumar otros sectores de actividad más centrados en el conocimiento, la tecnología y el valor añadido. 

 

La contención de las tasas de inflación a niveles prepandemía debería favorecer la creación de empleo, pero para ello es necesario mejorar al mismo tiempo el poder de compra de las personas, mediante el incremento de los salarios y para eso la negociación colectiva debe desempeñar un papel determinante.